En 1997 inició el Sistema de Ahorro para el Retiro (SAR) y se crearon las Administradoras de Fondos para el Retiro (AFORE). En esas instituciones se depositan los ahorros con los que contará el trabajador para su retiro. Para que dichas administradoras cubran sus costos de operación que esencialmente incluyen los costos de administrar e invertir los recursos, de servicios al cliente (registros y envíos de estados de cuenta), de promoción y mercadeo y de cumplimientos de la regulación, éstas tienen la facultad de cobrar una comisión al trabajador o cuentahabiente. 

Comisiones Vigentes 2017
PENSIONISSSTE 0.86%
Inbursa 0.98%
XXI Banorte 1.00%
Banamex 0.99%
Profuturo GNP 1.00%
SURA 1.03%
Principal 1.09%
Coppel* 1.10%
Invercap* 1.10%
Metlife 1.10%
Azteca 1.10%
Promedio 1.03%
* La Junta de Gobierno exhortó a AFORE Coppel y AFORE Invercap a realizar una reducción adicional a sus comisiones por considerar que ambas AFORE, por su tamaño, ingresos, utilidades y retornos sobre capital, así como su actividad comercial, presentan espacio adicional de reducción. De hacer caso omiso al exhorto, la Junta de Gobierno lo valorará en el siguiente proceso de autorización de comisiones.

Observa cuánto dinero adicional tendrás si eliges una AFORE más barata. Compara el impacto que tiene en tu ahorro el cobro de una comisión baja y una comisión alta.

Ahorro pensionario en el tiempo ante diferentes escenarios de comisiones
Comisiones / Saldos Saldo Acumulado al Restiro (pesos)
más baja 0.92% 750,420
más alta 1.20% 708,224
Variación del saldo acumulado entre la AFORE con comisión más baja y la más alta: 5.96%
Si elegiste AFORE B, dejaste de ganar $42,196

Afore A con comisión más baja (0.92%) Afore B con comisión más alta (120%)

Para éste cálculo, se hicieron algunos supuesto simplificadores: se consideró a una persona cotizante al IMSS con un nivel salarial de conco salarios mínimos ($10,515), carrera salarial plana, trayectoria laborl de 30 años, un saldo inicial en su cuenta de $51,994.03 que corresponde al promedio en el sistema al cierre del 2015, una densidad de cotización de 100 por ciento, un rendimiento real futuro promedio antes de comisiones de 5.11 por ciento. Asimismo se supone que las comisiones se mantienen constantes a lo largo de la carrera laboral.